Cine de calidad: Los tomates asesinos se comen Francia

Corría 1978 y un joven (30 añitos) John deBello cogió por primera vez una cámara de cine, dispuesto a enseñarnos una nueva dimensión del terror. La premisa era sencilla: Si Los pájaros consiguió dar miedo a la gente mostrando a simples pájaros atacando, unos simples tomates asesinos causarían el mismo efecto. Máxime si iban acompañados de una canción pegadiza (Hitchcock nunca se dio cuenta del valor de cuatro rimas mal hechas cantadas a ritmo de du-duá du-duá: “Los pájaros nos atacan/Y sólo tenemos laca/oooh”). El filme en cuestión, El ataque de los tomates asesinos, que no es sino la mezcla de dos cortometrajes que hizo en su etapa universitaria, es una de las peores películas de serie B de la historia. No divierte, no hace gracia, no tiene momentos bizarros. Es ver chistes malos sobre tomates una y otra vez. Por alguna razón, a la gente le encantó, y se necesitaron diez años para preparar la secuela, El regreso de los tomates asesinos, que contaba entre su reparto con un enorme George Clooney que hasta entonces sólo había salido en Depredador: El concierto, Retorno a Horror High y un episodio de Se ha escrito un crimen y que ahora se arrepiente de haber pronunciado frases como “Podría enamorarme de un tomate”. La película, mucho mejor que su precuela (al menos aquí había tomates y asesinatos de verdad, y para la posteridad está George Clooney quejándose de fealdad y de que nunca ligará tanto como Rob Lowe) curiosamente está aun peor considerada. Y cuando la gente creía que la saga no podía caer más bajo, un año después llegó ¡Los tomates asesinos atacan de nuevo!, personalmente, mi película favorita de la saga. Tomates, chistes malos, sangre haciendo de zumo de tomate, zumo de tomate haciendo de sangre, manos que movían los tomates y que se veían en pantalla…Un cutrerío tomatil difícil de mejorar. Hasta que, un día, mientras De Bello preparaba la estupenda serie de animación que en su día emitió Canal +, tuvo una idea fabulosa, el gran ingenio final: Convertir al protagonista de la saga, Tomate Peludo (es un tomate y es peludo, ¿necesitais más explicación?) en el rey de Francia. Y así salió Los tomates asesinos se comen Francia, una parodia de los filmes de parodias que parodian parodias y que tiene tanta gracia como clavarse un cuchillo en la pierna. Pero dejemos que el propio protagonista del filme nos cuente su experiencia en él:

Pot Pourri

Los tomates asesinos se comen Francia basa su humor en dos premisas básicas: 1) Los franceses son tontos y comen pan y 2) Los chistes sobre tomates siempre son divertidos, desde tirar un tomate a la cara de alguien hasta hacer que alguien sea comido por un tomate. Si se mezclan las dos premisas, os podeis llegar a imaginar el nivel de la cosa ésta, en la que se mezclan tantas tonterías que uno termina sin saber de qué demonios están hablando.

El anterior filme nos dejó al profesor Gangrena, creador de los tomates asesinos, metido en la cárcel y sin posibilidad alguna de salir. Por alguna razón, ésta cárcel pasa de ser neoyorquina a ser francesa entre peli y peli, por lo que podemos empezar a apreciar el humor descacharrante ya desde el inicio. Franceses moviendo mucho la boca, tomates saltando, chistes malos sobre tomates y un doblaje en el que no se entiende nada de lo que dice nadie están presentes en el inicio de la película. Faltan tetas para que sea simplemente perfecto.

Si los Monty Python lo hubiesen hecho, esto sería “humor inteligente”

Intentad secaros los ojos, llenos de lágrimas de la risa. El festival del humor sólo acaba de comenzar. Y es que, cuando has gastado 375 chistes de tomates por película, ya sólo te queda usarles como pelota de baloncesto. ¿Que eso no hace gracia? ¿Pero cómo que no? ¡¡Si las dos cosas son naranjas!! ¡¡Y redondas!! ¿Podrías tú hacer un chiste mejor sobre tomates?

En fin. Los tomates malos salvan a Gangrena entre hilarantes chistes (¡¡Salgamos volando!!-¡¡Nosotros no volamos!! ¡¡Rebotamos!!) y, por algún tipo de razón, Gangrena decide secuestrar a Tomate Peludo, que, por algún tipo de razón, da un concierto de rock & roll en el que canta We are the world of tomatoes (como todos sabemos, un hito del rock duro). Por algún tipo de razón (y ya van tres), el protagonista (que, por cierto, se hace llamar Michael J. Fox) y su acompañante (que se llama Una bella campesina francesa) van a ver a TP, emocionados por el buen gusto de los tomates cantautores. Ismael Serrano se alegraría de ser un tomate. Así, por lo menos, le tirarían personas. Y, en los camerinos, sucede lo inesperado.

¡Genial plan! Uno entra disfrazado como Papá Noel en pleno agosto y desvela que es el malvado loco creador de los tomates asesinos, que, en vez de asesinar, se dedican, de alguna manera, a atar a cuatro personas que andan por ahí. Y entre la confusión, TP es secuestrado. Oh, no. Con lo chistoso que es el muchacho. “¿Quien es Madonna?”. Adorable. ¿No os dan ganas de estrujarle hasta su última gota de zumo de tomate?

En fin. Mientras todo ésto pasa, y como parece que hay necesidad de meter ochocientos gags por segundo, a ver si alguno funciona (no, ninguno funciona. En toda la película NO TE RIES ni una vez, salvo por los efectos especiales de teatrillo), la parejita protagonista se empieza a enamorar de la manera más tipicorra posible, sazonado con inteligentes gags (ella se cree fea porque los franceses son feos y su arquetipo de belleza son las gordas ja-ja-ja) y paseos por París que demuestran el arquetipo uno: Los franceses son tontos y no conocen ni su propio país. Qué risa. Me mondo.

“El famoso banco que indica a la izquierda”, el mejor chiste de la película.

De pronto, Gangrena se da cuenta de que su secuaz, Igor (¿por qué todos los secuaces se llaman Igor?) es clavadito al antiguo rey de Francia, y, con ayuda de sus tomates, empieza una guerra sin razón aparente para devolverle el trono. Y entre medias hay un libro de profecías sin gracia ni peso argumental alguno, situaciones salvadas por la patilla (ejemplo: El protagonista está a punto de morir, pero lee el guión y quema la página donde muere, salvándose de ésta manera) y más chistes sobre tomates, como por ejemplo tomates con casco. Qué risa. Qué risa.

La bella campesina francesa es arrestada junto a Tomate Peludo (con el que empieza una interesante relación tomate-humano), y Michael J. Fox se va a la guerra despechado, donde conoce al verdadero y legítimo rey de Francia, que, como no podía ser de otra manera, se llama Luís y come baguettes. Las espectaculares e impactantes secuencias de lucha permanecerán en nuestra memoria por siglos.

Y lo peor es que en la tercera parte había escenas parecidas pero tomadas en serio. Qué triste es ver que el director intenta hacer pasar como parodia una carencia de calidad. En fin. Entre tanta risa y parodia, un tomate sigue sufriendo: Tomate Peludo, el gran protagonista de la película, una pelota con pelo que De Bello consiguió en la feria un día y a la que le pusieron boca en plena borrachera. En su día les hizo mucha gracia, pero cuando le dijeron a la actriz semi-buenorra de la peli que tenía que hablar con esa pelota y convencerla de que salve Francia, no le hizo tanta: supo que su carrera no sería como la de George Clooney. Abocada al fracaso, sólo le quedaba intentar que la escena de la liberación de Tomate Peludo tuviera cierta gracia. No lo consiguió. Ah, sí, TP además se supone que lleva una carta donde la chica le dice a Michael que le quiere y bla, bla, bla. A nadie le importa. Todos queremos ver sufrir al tomate. Por favor, atención a los saltos finales. Esto es Hollywood, coño. Esto es Hollywood.

Cuando un tomate te diga “Tienes unas bonitas domingas”, di adios a tu carrera como actriz.

Bueno, vale, no os he enseñado tetas esta vez, pero sí un sostén. Que es como media teta. O un cuarto. O algo. Tranquilos, ya queda poco para el final del sufrimiento. Respirad, porque aun queda el mejor momento de la película, ése que no se os olvidará en siglos, que hará que os desperteis cubiertos en sudor y gritando. Imaginaos ahora una película donde se abren doscientos gags y no se termina ninguno, donde uno no ve el final cercano en ningún momento: Gangrena y sus lacayos han creado un tomate definitivo, con la fuerza de 5.000 tomates asesinos (que, por cierto, no matan a nadie en toda la película, tomates que pegan susto es más realista con la situación que vemos) y al que han llamado Tomate Nuclear. Mientras tanto, Michael y la chica intentan salir de la prisión en un ascensor que va peldaño a peldaño (¡Risas!). Mientras, una guía intenta enseñar la prisión a un grupo de turistas que se van muriendo poco a poco del cansancio (¡más risas!). Además, TP y el verdadero Rey de Francia se dirigen a proclamarse reyes mientras que Gangrena y sus tomates coronan al falso rey. Ante éstas tramas tan elaboradas y rebuscadas, no queda más remedio que hacer lo que se puede y acabar con tres de las tramas de un plumazo. Ni Tomate Nuclear (del que, por cierto, se habla durante toda la peli y no hace nada), ni guía, ni salir de la prisión. Y queda una de las escenas más incongruentes y extrañas que uno tiene posibilidad de ver. Atentos, a ver si entendeis algo de lo que ocurre, porque yo, ni idea. Por cierto, no, no hay ninguna razón para que el tomate salga así.

“¡¡Es el fantomate de la ópera!!”

Bueno, TP y los suyos ganan, como era de esperar, y Gangrena es arrestado. El final de la película se acerca. Los franceses alzan sus barras de pan (aun no entiendo como no hicieron un chiste de pan tumaca en ésta película, ¡si estaba cantado!), los tomates se miran entre ellos y la campesina francesa es elegida reina porque sí, porque si no la escena final no tiene ningún sentido. Ella busca a Michael y se besan. Y el pobre Luis se queda totalmente sólo (porque TP se va con Michael por algún tipo de razón), sin que nadie piense en el legítimo rey de la República Francesa. Y, tras otro chiste sobre pan y franceses, llega el verdadero final del filme, que presagia una quinta parte (Los tomates asesinos en el espacio). Una quinta parte que nunca llegaríamos a ver, para bien o para mal de la humanidad. Para bien, probablemente. Muy probablemente.

No, nunca volvió.

Esta cuarta parte significó el fin de los Tomates asesinos, que no volvieron a disfrutar de un videojuego (enorme y horroroso juego de NES y Game Boy), ni de serie de dibujos, ni de película, ni de camiseta, ni de nada más allá de una estupenda edición en DVD de El ataque de los tomates asesinos. Ya se podían lanzar a hacer una perfecta edición de ésta cuarta parte de la trilogía. Con más tomates. Con menos gracia aún. Con algún asesinato. Los tomates asesinos se comen Francia pasará a la historia de la serie Z como una de las comedias con menos gracia de la historia. De hecho, aún recuerdo aquel pase que hice con mis amigos y en el que la mitad acabaron dormidos, pidiéndome, implorándome que la quitara. ¡Este es el poder de los tomates asesinos! ¡Bwahahahahaha! ¡El profesor Gangrena estaría orgulloso de mí!

En fin, la semana que viene más y, sobre todo, mejor. Vaya este artículo para Freddy Voorhees, que desde que comenzó la cosa ésta me andaba pidiendo que hiciera algo sobre la cuarta parte de los tomates. Hala, aquí está. Que lo próximo que me pidas sea que te invite a un café, macho.

About these ads

23 comentarios to “Cine de calidad: Los tomates asesinos se comen Francia”

  1. Shura Says:

    Me has fallado Randy, has elegido la única peli de serie z en la que no salen tetas.
    Esto sólo se arregla comentando la semana que viene los bingueros de pajares y esteso

  2. Blitz Says:

    ¡Vaya absurdez de película! ¿Desde cuando pueden hablar, moverse y razonar los franceses?

  3. freddyvoorhees Says:

    Eh, cuidado, que pagarme el café te costaría dinero y siendo tu como que pega más que sea una coca cola!

    Gran película :P, pena que la quinta parte con los tomates en el espacio exterior nunca se concretara, porque, ¿Quién no muere de ganas por ver una lucha intergaláctica entre un vulgar tomate y unos extraterrestres rocanroleros?

  4. Holasoydefelizonia Says:

    Blitz gana el blog.

  5. Pseudo Says:

    Me quedo con la dos. Aunque la voz de Peter Griffin que gasta el Dr Gangrena en la 3 y en la 4 tiene su punto.

  6. l3st4t Says:

    Dios no sabia ni la existencia de esta peli (corro a fustigarme por tal ignorancia)pero solo viendo los cortes del youtube e tenido bastante … ideal para los dias de resaca o te duermes o lo sacas todo xD

  7. Machacasaurio Says:

    -como comprobamos, los mejores articulos de
    randy son los de peliculas cutronas.

    -el videojuego de NES acompañó/traumó a toda
    una generación de niños.

    -no se le olvide retomar el tema de las
    series de megatrix, incluyendo la de la niña
    robot, etc etc

    -propongo como próxima pelicula a
    comentar “El vengador tóxico”

  8. 1DBS Says:

    “… será póstuma”

    “Eso lo serás tu”

    DIOX, ES LO PUTO PEOR QUE HE OÍDO NUNCA

    Si yo trabajase haciendo guiones JAMÁS podría meter un chiste tan malo. Ni queriendo. De verdad. Y eso que yo tengo un sentido del humor bien estúpido a ratos.

  9. elisabeth Says:

    ¿pero chico tu de donde sacas estas cosas?,por cierto,alguien puede decirme,¿que leches dice le tomate,cuando la tia rubia le dice,”eres la ultima esperanza de francia”?

    porque yo he entendido,wanter,kiñi,ña nini.

    por cierto le doblaje de la escena o soy yo,o el doblador estaba desmotivado(joerrrrr..ahora a doblar un pu…. tomate,tendre que hablar con mi agente).jajajajajjajaja

  10. Edorta Says:

    Que gran entrada, lo que me he podido reír. ¿Quién demonios pagó por esta película?
    Aunque me he quedado con las ganas de ver a George Clooney siendo perseguido por tomates parlantes :(

  11. Lyle Says:

    ¡Y la semana quen viene, House of the Dead!

    ¿Verdad?

  12. Pseudo Says:

    Alone in the Dark también es un peliculón a comentar. Sobre todo si lo comparan con el videojuego. ¡Que habil e ingeniosa reinterpretacion del argumento original! ¡Que escenas de accion tan bien dirigidas! ¡Que persecuciones a los cinco minutos de empezar la película!

    ¡Bravo!

  13. Milgrom Says:

    Lo mejor el doblaje de los Tomates, me recuerdan al Chivi cuando hace de niño violado.

  14. Juan Says:

    ….Esto es un tomate gigante ¿HECHADOR o ECHADOR? de fuego..

    Tengo el Bachiller y esta frase me ha hecho dudar.

    Gracias por las risas otra vez, espero impaciente Cine de calidad: Braindead primer film de Peter Jackson

  15. randy Says:

    El primer filme de Peter Jackson del que tengo conocimiento fue El delirante mundo de los Feebles ;) y antes que Braindead creo que vino Mal gusto.

    PD: Echador,echador.

    PPD: Para la semana que viene,ni Alone in the dark ni House of the dead ni El vengador tóxico (quizá Citizen Toxie algún día :P).Los bingueros quizá.Nah,en serio.Depende del grado de bazofia que me apetezca este finde XD

    Gracias a todos ;)

  16. elisabeth Says:

    pues a mi El delirante mundo de los Feebles ,me parece un peliculon,cuando la vi me parecio genial

  17. Uno que pasaba por aquí Says:

    He leido con emoción todo lo que ha publicado usted hasta ahora. ¡Pero me horrorizo al ver que no APRECIA usted la MAGNIFICENCIA de esta MAGNIFICA pelicula! Los tomates asesinos molan, y se merecen su propia edición especial extendida limitada en caja de metal, con un tomate autentico de regalo.

  18. iturbinho Says:

    Me la voy a bajar por elsimple hecho detorturar a mis coleghas (pronto ex-colegas)
    joder, vaya bufo de pelicula.
    por cierto, eso que has dicho de que en manos de losmonty python seria inteligenteme ha sonado a menosprecio a esos genios delhumor que son los python

  19. Julián Says:

    Esa MIERDA es la peooooooooooooor y mas mediocre disque pelíCULA que he visto en mis 15 años de existencia, a que pobre pendejo se le ocurre una idea tan estúpida y guebona como esa duh! “tomates diabólicos” que IMBECILIDAD, he visto muchas películas MALAS como las de “Gasparín”, “3 ninjas”, “Ricky Ricón”, “Daniel el travieso” (sobre todo la 2), esa de los bebés maricas super inteligentes que ni me acuerdo como es el título y todas esas demás pendejadas que transmiten en Jetix (excepto Bionicle), una de unos payasos enanos aliens antropófagos que la nave es una carpa de circo, “plan 9 del espacio exterior”, “el vengador toxico” (bueno, esas 2 anteriores no me las he visto, pero he leído sobre ellas y visto escenas y por eso es que merecen estar en mi lista), y finalmente “Eso el payaso” (no puedo creer que yo le tenia miedo a ese payaso idiota cuando era pequeño, pero bueno, uno crece y se da cuenta de lo estúpidas que son algunas cosas a las que les temían y ahora que lo veo ese animalejo me hace “cagar” de la risa, jiote jiote) pero definitivamente ninguna se puede igualar a esa cochinada de “los tomates asesinos” no más el titulo revela la escasa calidad de esa película, ni siquiera merece denominarla como “película” porque una película es arte, una obra de calidad, no de caridad.

  20. Belkis Says:

    pawer ranyer son mui bueno

  21. paco Says:

    Joder, ya ni se molestan en ir al artículo correcto ¿Qué clase de enseñanza hay ahora en el mundo?

  22. EKSL Says:

    Por lo que se ve,debe ser inexistente(Paradoja?),paco.

  23. Locolin Says:

    No se que esperan con esa ortografía tan correcta.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 50 seguidores

%d personas les gusta esto: